Subiendo tan rápido como la espuma

Publicado el: 21 noviembre, 2014 Una vez más nos tocó conocer a una persona que ha sido muy exitosa, en una muy corta carrera como empresario. Lo caracteriza antes que nada su sentido humano, su gusto por la vida, el preocuparse por su personal, dar lo máximo por su familia en especial por sus hijos.Nacido en el ejido Fresnillo, del municipio de Rincón de Romos, Cuitláhuac Pérez C., vive una infancia muy bonita, pero con muchas limitaciones, como la falta de agua potable, luz eléctrica o drenaje. Ahí termino sus estudios de primaria y secundaria para después emigrar a Aguascalientes a cursar sus estudios de preparatoria, lo que dio un giro a su vida, al poder ser testigo de que existía un mundo diferente al que él estaba acostumbrado ver, lo que significó hacer un comparativo y pensar en su futuro como un hombre triunfador, lo cual logra con la apertura de la empresa Maindsteel.

“Maindsteel es el primer proyecto que hemos creado, lo cual también nos ha dado la plataforma o la base para crear más proyectos, adicionales. La creamos en el 2006, tres jóvenes locales egresados del Tecnológico de Aguascalientes en ingeniería mecánica en el año 94, estuvimos cada uno trabajando en diferentes empresas, y al final nos unimos en una sola idea, mis socios son Cuitláhuac Pérez C. y Enrique Gladín”, comparte Cuitláhuac Pérez.
En el 2006 se consolidó este sueño personal que siempre tuvo desde niño, los tres amigos tomaron el riesgo y lo hicieron una realidad, “gracias a Dios las cosas salieron, no como esperábamos, pero salieron bien, al grado tal que ahorita es una empresa que distribuye y vende productos en Norteamérica, Canadá, Latinoamérica en diferentes mercados como son, automotriz con Nissan y Mazda, la parte casinos con clientes como Play City en México o todos los casinos en Nueva Orleans, E.U; grandes corporativos como Coca Cola Femsa, Coca Cola Arca Continental, Pepsico, Grupo Bimbo, dos empresas de grupo Carso, Vianey, Elektra. Ese tipo de clientes son los que hemos desarrollado en estos ocho años de existencia”.

En 2006 también crean otra compañía con el objetivo de distribuir sus productos en Latinoamérica a la que llamaron Risco Products, instalándola en Indiana.
En 2014 abren un negocio de maquinados enfocada completamente a la fabricación de moldes, troqueles y herramentales especiales. Además de otros proyectos que tienen contemplado crear en el 2015, específicamente dos compañías más, una con el enfoque de fundición de aluminio, donde inicialmente sólo provean materia prima y en un año o dos hagan un casting en fundición de aluminio y proveer a grandes corporativos. Y la otra especializada en recubrimientos metálicos especiales, como pintura electrostática, galvanizado, cromado, etc.

“Pero el proyecto que más traemos y es nuestro bebé, es un vehículo eléctrico para reparto, el cual presentamos en Green Solutions en el evento realizado en Tres Centurias, el cual estamos tratando de aterrizar y también poder ofrecerlo en 2015 como una producción masiva a los grandes corporativos  que le apuestan mucho al cuidado del medio ambiente”, agrega Pérez C. El crecimiento tan rápido que tuvo Maindsteel  principalmente se basa en algo muy fundamental, “si analizamos los casos de las personas que han dejado su nombre en la historia, hay un factor común siempre, quienes luchan por un sueño, sobre todo quienes lo quieren hacer realidad, pero ese sueño lo basan en la pasión en lo que realmente siempre han querido ser, creo que cuando uno hace lo que le gusta, se entrega, se enamora a ello, eso es lo principal, cualquier sacrificio vale la pena, cualquier esfuerzo, pero primero tomar en cuenta que el proyecto se tiene que basar en lo que a uno le apasiona y segundo armarse completamente de un equipo que sea capaz de ayudarle a poder, a donde realmente quiere ir de acuerdo a los objetivos planteados desde un inicio, desde el sueño. Adicional a eso uno tiene que echar mano del apoyo de gobierno, de instituciones educativas, de todos los sectores que se deben combinar o vincular para poder hacer un proyecto realidad, sólo es imposible, la clave es, hacer lo que a uno le gusta y disfrutarlo, segundo es rodearse de los mejores y tercero crear todas las alianzas posibles con otras empresas, con gobierno con instituciones educativas y que junto con todas las personas que le pueden ayudar a llegar a los objetivos o al lugar donde uno quiere llegar en un tiempo mucho más corto pero de una mejor manera, creo que esa es la base”.



Cuitláhuac Pérez es una persona que siempre está apoyando a los jóvenes, a esos emprendedores que sueñan con ser empresarios exitosos algún día, “a veces cuando uno está hablando con algunas personas en una charla, una conferencia, ponencia o incluso solo en un diálogo que hay con un joven, surge la duda de cuál ha sido la razón del cómo hemos llegado hasta este nivel. Creen que a la mejor uno nació así, con la capacidad financiera para poder crear cualquier proyecto emprendedor y sin problemas,  lo cual es un error garrafal. Yo vengo de un estrato  muy humilde, demasiado, pero a final de cuentas es el mundo de uno, el ser humano como tal tiene esa capacidad de adaptarse. Cuando llego a vivir a Aguascalientes me doy cuenta que hay una vida diferente y yo quería que para  mis hijos, tarde o temprano tuvieran otro tipo de infancia a la que yo tuve, no digo que la que yo tuve estuvo mal, nunca he negado mi origen, la verdad es que siempre ha sido de orgullo, pero si  yo tuviera la oportunidad de poder cambiar la forma de vida de mis  hijos a la que yo tuve lo iba a hacer, a luchar, esa fue una de las razones por las cuales me llevó a soñar y a dar vueltas en la cabeza para ver qué tipo de proyectos podía desarrollar en algún momento de mi vida. En resumen estudie en el Tecnológico Regional de Aguascalientes ingeniería mecánica en el 94, al graduarme me voy a General Motors a Silao en el arranque de esa planta, estuve un laborando un par de años donde tuve un excelente desarrollo; regreso a Aguascalientes a Texas Instrument al arranque de la planta Cedazo lo que ahora es Sensata, estuve dos años; comencé la maestría en el mismo tecnológico, pero a la par empecé a viajar mucho a Estados Unidos y Canadá a traer líneas a Aguascalientes, entonces tuve que dejarla; de ahí trabajé en una empresa americana muy importante, empecé como gerente, después de cuatro ascensos termine como director general, pero la compañía, a pesar de que era bastante fuerte  cometió un error grave, que fue no innovar, creyendo que los productos o servicios que se ofrecen van a mantener a una compañía de por vida lo que es completamente un error porque hay que ser competitivo, productivo e innovar. Cierra esa compañía y yo ya no me visualizaba pidiendo trabajo, ahí es donde yo tomo el riesgo de crear un propio proyecto, sentía que podía ser capaz, pero hasta ese momento yo veía que había otra condición que también me movía mucho aparte de la infancia que tuve, en todo ese proceso desde el 94 hasta el 2006 escuche muchas  historias de como empezaron los grandes empresarios de aquí de Aguascalientes o los de Estados Unidos, uno de ellos el que más me motivo fue Steve Jobs, era un genio y hay muchos genios que finalmente uno se identifica con algunos de ellos. Pero alguna característica que al final del día yo tuve fue determinar que tenían ellos de diferente a nosotros. Cuando tomo el riesgo  me pregunto si realmente soy como ellos o tengo que pedir trabajo el resto de mi vida, esa fue la razón, realmente es cuando decido emprender”.El crear el proyecto, obviamente no fue fácil, se tropieza, se pierde mucho dinero, se desgasta mucho en salud, física y emocionalmente, la parte personal también se descuida mucho pero al final valió la pena, porque ahora están apoyando 300 personas en su compañía, en los otros negocios apoyan a más, en Estados Unidos también generan fuentes de trabajo y con las que vamos a crear en el 2015 y los próximos años, a final de cuentas es el objetivo que tiene en mente.“Si yo valúo en un minuto el cambio de vida que tuve cuando realmente vivía en una situación en donde no había servicios básicos y ahorita uno voltea aquí adentro de las instalaciones y ver que se apoya a 300 familias, eso es lo que realmente vale la pena”, comenta en un tono de total agrado.

Reafirma el gran entusiasmo que le causa el poder aporta, aunque sea sólo un poco a toda persona que tenga un sueño empresarial, “apoyo emprendedores porque en los primeros cuatro años de la compañía hubiera querido tener un mentor a un lado y evitar tener tantos errores que cometí, perder clientes, mercado, perder inclusive buenos trabajadores porque a veces ya no tenía para pagarles, pero no lo hubo,  aprendí sólo, esa es la razón principal por la cual, cuando empecé a estabilizar este negocio, el primero que tenemos, fue tratar de apoyar a los jóvenes o personas con sueños lo más que pudiera para que ellos evitaran cometer errores, los mismos que yo cometí, porque los primeros cinco años de un negocio, es cuando se abortan de diez intentos, el 70 o 80%. Entonces es ahí donde es más crítico para los jóvenes que se animen a tomar el riesgo, que no desistan sino que se convenzan que eso es parte del proceso para poder llegar a tener un proyecto exitoso es tropezar y fracasar varias veces, pero es normal. Es por eso que me interesa mucho tratar de apoyar al máximo, dentro de lo que a mí me permita mi capacidad porque no lo sé todo tampoco, pero si en algún momento les sirve algo que yo les pueda transmitir, creo que eso es lo que vale la pena”.Un punto clave en su filosofía es que no trabajan jamás para poder ser reconocidos, no es lo que buscan, al final de cuentas la primera razón por la cual creo este proyecto es demostrarse a sí mismo realmente si puede ser capaz de hacer algo diferente a los demás y segundo tarde o temprano realmente trascender, que su nombre se quedara ahí, para lo cual siente estar muy lejos todavía pero espera con el paso de los años llegar a ese objetivo.



“Lo único que les puedo decir es que cualquier persona que quiera hacer un sueño realidad que lo haga, o sea hay muchas personas o instituciones que los pueden apoyar, pero lo peor que pueden hacer es tener un sueño y dejarlo ahí parado, estancado y que se pierda con el paso de los años. Yo diría simple y sencillamente tomen el riesgo y la edad no importa, yo el riesgo lo empecé hasta los 33 años. La gran mayoría de los sueños están fundamentados en la pasión”, finaliza.